De pie y en lucha

Después de dos semanas de padecer el contagio de coronavirus y superarlo, el presidente Andrés Manuel López Obrador reapareció, tras el confinamiento el mandatario venció la enfermedad prácticamente asintomático, salvo por una ligera fiebre y dolor de cabeza al inicio; explicó que estaba ahí porque tiene que trabajar como millones de mexicanos y no se saltó la fila de la vacuna contra el coronavirus, no se vacunará hasta que sea su turno; igualito que los funcionarios públicos del gobierno estatal y sus familias así como algunos municipales que fueron de los primeros en inocularse, a la par que el personal médico a los que sí les tocaba; ¿quién dijo que en Coahuila hay corrupción?

AMLO regresó y agradeció los saludos y buenos deseos de los jefes de Estado y de los mexicanos que se preocuparon por su enfermedad. Regresó de su recuperación con toda la enjundia y contundencia de siempre, reapareció en el escenario, en la controversia y tomó el timón de la política nacional, sin embargo, esto no hizo que cambiara su postura sobre los cubrebocas, confirmó que no los utilizará.

Enfatizó el presidente: «Vamos a seguir luchando por la transformación del país, porque la crisis sanitaria y la crisis económica, las vamos a vencer, las dos crisis, y no solo eso, vamos a consumar la obra de la transformación de México, porque podemos acabar con la corrupción, para que de esta manera se moralice nuestro país y podamos vivir con bienestar, con felicidad»; agradeció «a la ciencia, a la naturaleza y al creador», por salir bien de la enfermedad que ha causado más de 170 mil muertes en México.

El presidente aseguró que tiene en su mente a los que han perdido la vida a causa de la pandemia y a quienes se han contagiado y están internados, así como a los que están en recuperación en el poscovid, etapa que puede ser difícil, ofreció su solidaridad a éstos y a todos los familiares de las víctimas.

AMLO describió cómo fue su proceso de enfermedad atendido por un equipo de médicos de instituciones públicas coordinados por el doctor Jorge Alcocer, Secretario de Salud del gobierno federal, los doctores le propusieron que participara en un proceso de investigación que realiza el Instituto de Nutrición, él aceptó y gradualmente su organismo se fue recuperando y salió negativo en la última prueba, aunque el equipo médico seguirá monitoreándolo.

López Obrador habló del proyecto de la 4T e insistió en que es el objetivo fundamental de su gobierno, la lucha en contra de la otra peste, la corrupción que ha dañado y dado al traste con todo en este país, destruyó el sistema de salud pública y es la causa principal del quebranto de los hospitales y del desabasto de medicinas, además de la desigualdad social y de la pobreza, dijo. Por ello, a los conservadores que han obtenido sus privilegios mediante mecanismos de influyentismo y corrupción, les indigna que se derribe su status quo, a los que no pagaban impuestos les molesta que sus grandes corporaciones deban pagarle al fisco; que desaparezcan las empresas que les elaboraban sus facturas falsas. Empresas extranjeras que contratan a expresidentes o exfuncionarios públicos para formar parte de sus consejos de administración con tal de aumentar sus ganancias, detener los abusos y el saqueo los revienta, quieren paso libre para seguir ganando dinero a manos llenas, pero eso ya se acabó, con la 4T no van.

AMLO anunció que iniciará giras por Oaxaca para estar en las conmemoraciones por los 200 años de la Independencia nacional, los programas de bienestar continuarán y no se detendrán los de apoyo a los más pobres que les llegan directamente a ellos.

Igualmente agradeció a los migrantes porque sus aportaciones alcanzaron más de 40 mil millones de dólares, contribución sin precedente que va para las familias de esos trabajadores que dan ejemplo de solidaridad. Este es un presidente que trabaja, que no descansa para llevar bienestar al pueblo, bien por él.

Una batalla tenaz e imparable

El día de la conmemoración de la Constitución mexicana en el que se celebraban 104 años de la promulgación de la que conocemos como la Carta Magna, esa semana, la primera de febrero después de 14 años de batalla sin freno para alcanzar justicia, por fin la conjura y los actos ilegales de los que ha sido objeto Lydia Cacho podrían esclarecerse y conseguir justicia.

Con la detención del ex gobernador de Puebla, Mario Marín, apodado el Góber Precioso, quizá se avance hacia el oasis de la justicia en la vida social, especialmente frente a la proliferación de la violencia sexual y de género contra las mujeres, el mal radical del siglo XXI.

Con lujo de ilegalidades Lydia fue arrestada en Cancún, a causa de la publicación del libro de su autoría, Los demonios del edén, fue detenida por los delitos de difamación y calumnias —diciembre de 2005—, entonces ella residía en aquel puerto turístico y desempeñaba su actividad profesional de periodista, además defendía los derechos humanos de niños y mujeres que sufrían violencia; tras detenerla fue trasladada a Puebla por un destacamento policiaco de cinco autos —un viaje de 20 horas en el que fue hostigada con agresividad— como si se tratase de la detención de un peligroso capo del narcotráfico. Le dieron la libertad después de pagar una fianza de 70 mil pesos. Fue un «secuestro legal», narra Cacho en su autobiografía.

En 2006 se hicieron públicas las grabaciones telefónicas entre el industrial poblano Kamel Nacif Borge y el gobernador Mario Marín, en donde quedaba clara la colusión para la detención de Lydia Cacho; la periodista denunció ante la Procuraduría General de la República al gobernador de Puebla y al empresario Nacif Borge, también fueron denunciadas la procuradora de Puebla, Blanca Villena y la Jueza Rosa Celia Pérez González por los delitos de cohecho, tráfico de influencias, abuso de autoridad, tentativa de violación y falsedad de declaraciones. Lydia reveló la existencia de una red de explotación sexual infantil y sacó a la luz la complicidad de empresarios y funcionarios públicos para acallar este caso de pederastia.

El 10 de julio de 2020, el gobierno mexicano informó la localización del empresario Kamel Nacif Borge, en Líbano, la Fiscalía General de la República solicitó al gobierno de ese país la extradición de Nacif, pero aún es prófugo de la justicia.

La SCJN, en audiencia pública con siete votos a favor y tres en contra, determinó ampliar la indagación sobre la violación de derechos sufrida por Lydia (8.28.2006).

El abogado de la organización, Artículo 19 quien representa legalmente a la periodista, Leopoldo Maldonado, informó que hay tres policías acusados y procesados por la tortura: uno fue sentenciado, otro se encuentra prófugo y uno más fue capturado y lleva su proceso en prisión.

Desde noviembre de 2018, detalló el abogado, se sumaron tres órdenes de aprehensión contra tres policías más quienes no han sido capturados. Hasta ahora hay entre ocho y 10 personas que deben ser responsabilizadas, desde policías que ejecutaron la violencia hasta quienes dieron la orden de detener y torturar a Lydia.

El abogado explicó que una orden de aprehensión por tortura no prescribe porque se trata de una violación grave a Derechos Humanos y es un delito de lesa humanidad. En este caso, dijo es claro que se echó a andar una maquinaria para castigar a la periodista por sus publicaciones. Hicieron todo para dañar y amagar no sólo a una periodista, sino a las víctimas y a toda aquella persona que se atreviera a hacer cumplir la ley. Quienes se pusieron del lado de la verdad, fueron castigadas de distintas formas.

Para lograr la impunidad que les ha cobijado durante años se urdió el poder político y económico, se instrumentalizó a las instituciones e incluso a las leyes para dañar y mantenerse intocables. No deja de ser sorprendente que Mario Marín y los políticos que se sirvieron del poder que tenían para encubrirse y encubrir a sus cómplices, se hayan mantenido impunes por casi 14 años sin dar señales de su paradero y protegidos por funcionarios ligados al poder en los regímenes del PRIAN, sin voluntad política para capturarlo o detenerlo, es su siniestro legado, capítulo negro reabierto ahora, los que lo creyeron olvidado reaparecen.

Pese a todos los escándalos que provocó el conocerse las llamadas de colusión entre el empresario Kamel Nacif Borge y el Góber Precioso para detener y preparar la violación de Lydia Cacho, Marín, con 10 meses de gobierno en 2005, concluyó su mandato como si nada en 2011.

Incluso se mantuvo como actor político unos años más. Tan es así que estuvo presente en la precampaña de Enrique Peña Nieto en 2012 cuando éste visitó Puebla. Incluso en 2015 el Comité Estatal del PRI reconoció a Marín por su liderazgo político.

Estos son solo algunos antecedentes que ha enfrentado esta valiente periodista que no se da por vencida, de ella mucho hay que aprender.

Licenciada en sociología por la UANE, Saltillo. Ha cursado estudios de Maestría en sociología, con especialidad en ciencia política, UNAM. Posee varios diplomados, entre los que destacan Análisis Político, en la UIA; El debate nacional, en UANL; Formación de educadores para la democracia, en el IFE; Psicología de género y procuración de justicia. Colabora en Espacio 4, Vanguardia y en otros medios de comunicación.